Please use the contact form below to get in touch with us.

"Let the art of consciously managing your vital energy guide you to a state of sacred stillness."

– Quietud Sagrada

Quietud Sagrada © 2018

  • Facebook - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • LinkedIn - White Circle

MEDITACIÓN ZEN

La meditación zen, un ejercicio que es curativo tanto física como emocionalmente, ha sido practicada por individuos durante siglos. Originada en China, el Zen ha sido visto como una poderosa forma de ejercicio que conecta la mente y el cuerpo humanos con la naturaleza. Procedentes de la palabra sánscrita "dhyana" y traducida como "meditación", los eruditos creían que no era necesario confiar en los manuscritos o rituales religiosos, sino que aplicaban el concepto de "mente sobre la materia" para alcanzar el estado de iluminación.
 
El budismo, una religión estrechamente asociada con las prácticas zen, ha sostenido durante mucho tiempo que sus efectos no dependían de la comunicación verbal. Aunque vinculado a una religión y cultura específicas, un error común es que el Zen solo está dirigido a grupos específicos de personas o individuos. Por el contrario, es a través de la práctica en sí misma que cualquiera puede participar en esta forma de meditación. A medida que ha migrado de una cultura a otra, la práctica de la meditación Zen se ha adaptado a medida que otros han explorado el concepto y lo han mejorado aún más.
 
Centrada en el desarrollo de la mente y el cuerpo, la meditación Zen ha dado como resultado innumerables beneficios para el cuerpo humano. Se ha demostrado que mejora los niveles de energía, ayuda en la digestión e influye en el desarrollo de hormonas. A diferencia de otros tipos tradicionales de ejercicios, esta forma de meditación permite una experiencia profundamente personal, brindándole al individuo la oportunidad de centrar su atención en problemas profundamente arraigados.
 
Debido a que es capaz de entrenar a la mente para cambiar a un estado más relajado, las investigaciones han demostrado que el estrés, la ansiedad e incluso los casos de depresión son solo algunos de los muchos problemas corporales que la meditación Zen ha podido abordar. Tener la capacidad de calmarse y entrar en un estado meditativo permite que la mente, el cuerpo y el alma reflexionen sobre el presente en lugar del pasado.
 
Con sus movimientos y actividades prescritos, se pueden enmascarar pensamientos negativos, o cualquier pensamiento, dejando al individuo concentrado únicamente en abrirse a su entorno de perspectiva. Aunque muchos pueden encontrar que los ejercicios de respiración o la colocación del cuerpo en diferentes posiciones son extrañas o incómodas, la meditación Zen proporciona una cantidad innumerable de beneficios.
 
La historia ha demostrado que con el uso de actividades auto rigurosas, los individuos pueden encontrar su verdadero ser desde dentro y alcanzar su propio logro personal, comúnmente conocido como iluminación.

PRINCIPIOS ENSEÑADOS